El langostino habría encontrado su techo, según estima informe del Inidep

Las 214 mil toneladas desembarcadas en 2019 marcaron la interrupción del aumento sostenido en los desembarques que se registraba desde 2006.

Todo indica que la pesquería de langostino está en torno a su máximo nivel de explotación. El análisis que hacen los científicos de los datos disponibles indican que las 200 mil toneladas anuales conforman una zona esperada para el recurso.

Aunque se trata de una especie altamente dinámica, con cambios en la distribución de las concentraciones y en la estrategia reproductiva que complejizan la tarea de trazar perspectivas, para 2020 es esperable un rendimiento similar al del año pasado.

Un repaso al informe técnico oficial 1/20, al que accedió Pescare.com.ar, permite asomarse a esa conclusión. “Pesquería de Langostino. Resumen de la Información Pesquera Reportada por Observadores a Bordo en Aguas de Jurisdicción Nacional. Temporada 2019”, lleva por título el trabajo preparado por Juan de la Garza y Paula Moriondo.

“Los resultados de las últimas temporadas de pesca, en cuanto a los rendimientos, el esfuerzo pesquero aplicado y los resultados de las campañas de evaluación realizadas desde marzo de 2017, indicarían que se habría alcanzado el límite máximo de extracción, con una pesquería que podría rondar en las 200 mil toneladas, si se administra de manera precautoria”, señalan allí los especialistas.

Desembarques 2019

El desembarque total declarado de la temporada 2019 fue de 214.769 toneladas, un 15 por ciento menos respecto al registrado en 2018 (252.691 toneladas). El volumen obtenido por la flota marcó por primera vez desde 2006 una interrupción del aumento sostenido de las capturas.

Posición de los lances de pesca reportados por los observadores de febrero a noviembre. Fuente: Inidep.

El 87 por ciento de la producción correspondió a las categorías comerciales más grandes (L1 y L2) con un bajo porcentaje de las categorías L3 e inferiores. En tanto, la producción de colas representó el 10 por ciento del total procesado.

“Si bien esta temporada estuvo caracterizada por encontrarse ejemplares de longitudes menores a las categorías L3 en varios de los sectores prospectados, las medidas de manejo adoptadas por las autoridades de administración fueron acertadas”, concluyen los investigadores.

Como ejemplo, citan que se fueron cerrando aquellas zonas con altos porcentajes de pre reclutas, produciendo una baja interanual del 32 al 22 por ciento en la franja de las categorías L3 e inferiores. De esta manera se trató de evitar la sobrepesca del crecimiento.

Captura por Unidad de Esfuerzo (CPUE)

. Congeladores: Las mayores CPUE puntuales para la flota congeladora fueron en los meses de junio, agosto y septiembre, con un máximo de 168 mil kg/h. en junio, fuera de la Zona de Veda Permanente de Merluza. En esta área, entre los 44°30´y los 45°00´ y al este de los 62°30´se detectó una concentración puntual muy importante, pero que no perduró en el tiempo.

“La CPUE promedio para la flota congeladora de toda la temporada, para todas las áreas habilitadas, fue de 3.525 kg/h.”, destaca el texto.

Evolución de la CPUE (kg/h) promedio de la flota congeladora en toda el área de operaciones (41°00´S-47°00´S). Fuente: Inidep.

. Fresqueros: Las mayores CPUE puntuales para la flota fresquera, se dieron entre junio y septiembre, cuando se contó con información. La CPUE promedio fue de 4.528 kg/h.

Al mismo tiempo, el informe expone la falta de cobertura en la flota fresquera de altura y costera: “Esta situación trae como consecuencia una deficiencia en la información biológica pesquera de todos los actores que operan sobre el recurso”.

Juan

"Amanecer Deseado Noticias" L a V de 6 a 9 hs "Estudio 740 - Hotel Cervantes" Anécdotas para conocer y compartir en sociedad Sábados de 17 a 19 hs. por LRI200 Radio #PtoDeseado AM740 Khz en simultáneo con FM99.3 Mhz l Descargá la app: adn24digital

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

ocho + once =